miércoles 20 de marzo de 2019 - Edición Nº1250
ExtraData » ENTREVISTAS » 11 mar 2019

Pablo Moyano: “Es lamentable el papel que están cumpliendo los dirigentes de la CGT”

El líder de Camioneros critica la pasividad de sus colegas cegetistas, anticipa que habrá paro en "marzo o abril" y confía en el triunfo electoral del peronismo: "Estoy convencido de que Cambiemos no gana si se da la unidad". Por qué rechaza ocupar cargos electorales y el frente judicial.


Por: Carlos Romero (@soycarlosromero) // revistazoom.com.ar

Pablo Moyano no tiene dudas: si Cambiemos gana en octubre, “va a ser tremendo lo que van a hacer con los gremios”, empezando por la reforma laboral que Mauricio Macri nunca descartó. Por eso, el secretario adjunto de Camioneros celebró la unidad que el peronismo logró en varios distritos, que atribuyó a una nueva actitud del kirchnerismo – “entendieron que solos no les alcanza”– y que espera se replique en la provincia de Buenos Aires.

Sobre la CGT, consideró “lamentable el papel que están cumpliendo los dirigentes” y estimó que la pasividad de algunos responde a que “estarán comprometidos” o “asustados”. Además afirmó que “en marzo o abril, más allá de lo que digan Clarín o La Nación, se viene un gran paro nacional”.

Moyano diálogo con Zoom días antes de su disertación en el Vaticano, donde fue invitado en su calidad de vicepresidente de la Federación de Trabajadores del Transporte Internacional. Minutos antes de esta entrevista, la Policía Federal allanó la sede sindical de la calle San José 1781. “La justicia está totalmente descreída”, sostuvo el líder camionero, en alusión a los escándalos ventilados en Comodoro Py y las causas que existen contra él y su padre Hugo. Aseguró que “sería un orgullo ir en cana con un gobierno gorila”, y que si llegará a pasar, “después, que se la banquen”.

– ¿Qué opina del video que se viralizó días atrás, donde un trabajador le pidió al presidente Macri y a su gobierno que “hagan algo”?
– Ese compañero trabajador, un humilde laburante, expresó lo que sentimos millones de argentinos, esa bronca ante un modelo económico totalmente agotado, con tarifazos, inflación descontrolada, despidos, la guita que no alcanza… Fue decirle al presidente basta de ajuste, basta de inflación, basta de obedecer como un corderito al Fondo Monetario Internacional, y que empiece a gobernar para los argentinos. Eso expresó el compañero.

– ¿Cómo proyecta lo que pueda pasar en los próximos meses?
– Creo que se van a acrecentar las protestas, que el modelo económico no va a cambiar, que van a seguir los aumentos. Muchos gremios comenzamos en estos meses a discutir paritarias y el gobierno ya pautó que no iban a ser más allá del 23 o 24%. Economistas privados están diciendo que va a ser hasta un 35%, que las tarifas, la inflación y los ajustes van a seguir. Y lo que también van a aumentar son las protestas. En el Frente Sindical, con los compañeros de las dos CTA y los movimientos sociales, constantemente estamos en la calle y exigiéndole a la CGT, en forma urgente, que convoque al Comité Central Confederado para llevar adelante un plan de lucha verdadero, que no se agote en un solo paro, que sea una continuidad.

– Por su rol y las críticas que viene recibiendo, ¿la CGT tocó fondo?
– La CGT estuvo con el Fondo (risas). Por supuesto. Es lamentable el papel que están cumpliendo los dirigentes de la CGT. Es una CGT ausente de los conflictos. Nosotros hemos estado desde el 10 de enero en la calle, con marchas contra los tarifazos. Hubo marchas en ciudades de las más importantes, como Mar del Plata, Mendoza y Rosario, y es impresionante la gente que participa y el descontento que hay. Pero la CGT prioriza el diálogo con el gobierno, algo que no existe, y no se pone al frente del reclamo de los trabajadores.

– En el contexto actual, ¿qué lógica tiene mantener esa actitud pasiva?
– Ninguna. Cuando yo estaba en la CGT, en la Secretaría Gremial, participé de dos o tres reuniones con los funcionarios. Era para ir a tomar café o comer un sánguche de miga y hablar de cualquier cosa menos de la realidad de los trabajadores. Por eso me fui de la CGT, porque era una boludez ir a sentarse con los funcionarios. Ellos desprecian a los trabajadores, el presidente desprecia a los trabajadores, por eso no les da respuestas.

Nota completa acá

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

EXTRANEWS

Panorama informativo para abonados

VIDEOS