martes 22 de mayo de 2018 - Edición Nº948
ExtraData » DEBATES » 3 may 2018

Ejercicios militares con Estados Unidos: Macri calla y otorga

El gobierno argentino mantiene el secretismo sobre los ejercicios que las Fuerzas Armadas realizaran en conjunto con sectores de la inteligencia militar norteamericana. Con la excusa de que las fuerzas - que ya habría ingresado al país- no son de combate, el Ejecutivo no solicitó la aprobación del Congreso. La ex ministra de Defensa, Nilda Garré, aseguró que “estos ejercicios con personal de inteligencia, representan un regreso a las relaciones carnales y la entrega de la soberanía argentina”.


Por: Hector Bernardo (@bernardohector) // diariocontexto.com.ar

El secretismo se ha transformado en parte fundamental de la política del Gobierno argentino desde que asumió como presidente Mauricio Macri. Ejemplos palpables de esa política de ocultamiento de información al público y al propio Congreso son: el acuerdo del martes 13 de septiembre de 2016, firmado con el Reino Unido; la información sobre el accionar que llevaba adelante el submarino ARA San Juan en el momento de su desaparición y los ejercicios militares conjuntos con Estados Unidos programados para este 2 y 3 de mayo.

Con el ocultamiento de la información, con el secretismo sobre decisiones que implican políticas de Estado, el gobierno de Macri intenta saltarse al Congreso Nacional y plantearse como un poder único, sin ningún control interno, a la vez que plantea un alineamiento total con los intereses de Washington en la región.

En esta ocasión, y con la excusa de ensayar posibles respuestas ante el tráfico de armas de destrucción masiva (una hipótesis de trabajo que parece no tener la menor lógica), el gobierno argentino autorizó la entrada al país de personal de inteligencia de las fuerzas militares norteamericanas.

Según aseguró el portal Infobae, fuentes del Ministerio de Defensa “explicaron que se tratará de un ejercicio ‘de mesa-teórico’. Por este motivo, no se necesitará del aval del Congreso para la realización de este ejercicio conjunto ya que no habrá entrada de tropas norteamericanas sino solo de técnicos de defensa y del área de inteligencia militar, explicaron en el Gobierno”.

La especialista en temas de geopolítica, estrategia y defensa nacional, integrante del Centro de Militantes para la Democracia Argentina (CEMIDA), Elsa Bruzzone, sostuvo que aunque “el gobierno utiliza la excusa de que se trata de miembros de la Inteligencia y no de tropas para no pedir la aprobación del Congreso argentino, la realidad es que, por más que pertenezcan a la Inteligencia, son efectivos de las Fuerzas Armadas de otro país que ingresarán a nuestro territorio para hacer ejercicios conjuntos”.

Estos ejercicios y la idea no tan velada de poner bases en conjunto con Estados Unidos en Ushuaia (Tierra del Fuego, extremo sur), en Misiones (extremo noreste) y Jujuy (extremo noroeste), responde por completo a los intereses norteamericanos y su mirada sobre los recursos naturales de la región. Son, claramente, un gesto más de resignación de la soberanía nacional.

En el mismo sentido, la ex ministra de Defensa, Nilda Garré publicó en la red social Twitter: “#Defensa: Fuerzas Armadas de Estados Unidos y de Argentina realizarán ejercicios militares conjuntos el 2 y 3 de mayo en territorio nacional. Estos ejercicios con personal de inteligencia, representan un regreso a las relaciones carnales y la entrega de la soberanía argentina”.

Contexto buscó darle lugar a la explicación oficial sobre los ejercicios conjuntos entre las fuerzas de Estados Unidos y las de Argentina, pero las fuentes oficiales del Ministerio de Defensa se negaron a corroborar o desmentir cualquier la información al respecto. El gobierno de Macri calla y otorga. Pone al secretismo como política de Estado y genera otra afrenta contra la soberanía argentina.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS