viernes 24 de noviembre de 2017 - Edición Nº769
ExtraData » INTERNACIONALES » 17 oct 2017

El gobierno catalán afirma su compromiso con la independencia ante Rajoy

"¿Quieren sentarse? ¿Quieren que hablemos?, esa será nuestra respuesta, no diremos nada diferente a lo que dijimos el lunes", aseguró hoy en conferencia de prensa Jordi Turull, vocero del Ejecutivo regional de Cataluña. 


El gobierno catalán de Carles Puigdemont afirmó hoy que su compromiso con la independencia de Cataluña es "irrenunciable", y adelantó que no se moverá de su oferta de diálogo en su respuesta al ultimátum del presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, que dio plazo hasta el jueves a los secesionistas para dar marcha atrás sus planes.

Turull remarcó que el presidente Puigdemont puso sobre la mesa una oferta "sincera de diálogo", y pidió el fin de las medidas represivas, pero constató que el Ejecutivo español no sólo "cierra la puerta al diálogo", sino que "va en sentido contrario", tal como quedó demostrado con el encarcelamiento de los líderes de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), Jordi Sánchez, y de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, ordenado anoche por la Audiencia Nacional. 

"Estamos asistiendo y viviendo un nuevo episodio de vergüenza democrática. Dos personas fueron encarceladas por un tribunal incompetente por un delito inexistente", dijo el dirigente secesionista, quien destacó que Sánchez y Cuixart son "presos políticos" en pleno siglo XXI.

Este jueves a las 10 vence el plazo que tiene el gobierno catalán para responder al requerimiento de Rajoy sobre si se alguna autoridad declaró la independencia y, de ser así, para que revoquen la decisión para evitar una intervención en el autogobierno de Cataluña al amparo del artículo 155 de la Constitución, que podría derivar en la toma de control de áreas estratégicas.

De cara a este escenario, Turull insistió en que el gobierno catalán no se moverá de su posición de diálogo y, a partir de lo que resuelva el Estado español, "se tomarán decisiones".

"No estaremos contemplativos viendo cómo ocupan las instituciones catalanas. El jueves valoraremos si el Estado ataca, mantiene la represión y acabaremos de decidir", dijo el vocero, refiriéndose a los siguientes pasos que se tomarán desde el gobierno secesionista.

El partido Candidatura de Unidad Popular (CUP), socio vital del gobierno catalán, que se encuentra en minoría, exige que el parlamento catalán proclame ya la independencia para poder afrontar la aplicación del artículo 155, cuyo despliegue sigue siendo incierto, desde una posición de mayor fortaleza. 

No obstante, Turull reiteró que Puigdemont ofreció en su carta a Rajoy abrir un proceso de diálogo de dos meses y que esa decisión sigue vigente, al menos hasta el jueves. 
"Hasta ahora todo fue menosprecio, pero el Estado tiene la oportunidad de sentarse a dialogar", subrayó. 

"Nuestro compromiso con la independencia es irrenunciable, y no le pedimos (al gobierno español) que renuncie a sus convicciones, pero les decimos que el primer paso es hablar, y no nos han respondido, nos han ignorado", apuntó. 

En esa misma línea, Turull indicó que "si el gobierno español plantea un escenario de rendición, que no cuenten con ello". "Nosotros tenemos claro cuál es el mandato de los ciudadanos de Cataluña", aseguró, reafirmando la voluntad del gobierno catalán de materializar los resultados del referéndum del 1 de octubre, que fue favorable a la secesión aunque el Ejecutivo español niega su legitimidad por haber sido ilegal.

En la misma conferencia de prensa, el responsable de la diplomacia catalana, Raül Romeva, insistió en que el el conflicto no es "un asunto interno del Estado" sino que su realidad "va más allá de las fronteras y afecta de forma clara y explícita al conjunto de la Unión Europea". 

"No existe un problema catalán, el Estado español tiene un problema con la democracia, y lo tiene ahora en Cataluña, pero lo tendrá también en el resto del estado y también en Europa, porque afecta los derechos de ciudadanos que son europeos", señaló, en referencia a los catalanes, y concretamente a la situación de detención de los líderes secesionistas, a quienes también calificó como "presos políticos".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS