lunes 25 de septiembre de 2017 - Edición Nº709
ExtraData » ENTREVISTAS » 25 ago 2017

#recomendados

Boom Boom Kid: "Cuando escribo me desnudo, la música me lleva a un estado de dulzura"

El referente de la escena under independiente se presentará en Groove el domingo 27, en horario matineé. “El disco del invierno”, el segundo trabajo de una serie de cuatro álbumes es la excusa. Show imperdible con invitados sorpresa.


Este nuevo conjunto de canciones, que se podrán adquirir en formato físico el día del show y escuchar en las plataformas virtuales a partir del 8 de septiembre, se enmarca en una serie de lanzamientos que comenzaron en junio pasado con “El disco del otoño”, y que promete regalarle quince composiciones a cada estación.

En esta nueva fecha, Boom Boom Kid estará acompañado como siempre por Marcelo “Chelo” Vidal en batería y Javier Marta en guitarra, y sumará una vez más la grata presencia de Flavio Cianciarulo (Los Fabulosos Cadillacs), quien también participó del álbum, en bajo.

Además de ello, el miércoles 30, a las 19, en la galería IBDM (Gorriti 5887) Boom Boom Kid presentará junto a Zurita la banda de sonido de “Drácula en Campana 1972 D.C”, corto que el director Tití Ramírez filmó en super 8 en 1972 y que se estrenó el año pasado en el Festival Internacional de Cine de Mar del Plata. Además de dar a conocer el material que ambos músicos grabaron de modo analógico y en formato vinilo, se proyectará el trailer de “¿Qué clase de joven le abre la puerta a un vampiro?”, un documental que los forja juntos en el camino del arte audiovisual.

De regreso a su faceta musical y compositiva, cada una de los discos de las estaciones contará con quince canciones, y el último corte de cada registro tendrá la particularidad de ser grabado solo con batería y voz, de forma orgánica, sin la necesidad de la electricidad; en este segundo trabajo, ese tema se titulará “La tempestad”.

Impulsado por esta búsqueda de lo mínimo e indispensable y del retorno al origen de las cosas, “El disco del invierno” está grabado a través de seis canales, excepto por una de las canciones que ocupa ocho, porque él enfatiza que “lo que importa es la canción” y reafirma que “no se necesitan muchos canales para decir algo”.

Más allá de los múltiples apodos con los que este artista fue atravesando su arte y su vida (Boom Boom Kid, Nekro, Il Carlo o Iniciales BB, etcétera), la identidad creativa de Carlos Rodríguez parece haber sido, a valer por sus distintas producciones musicales, visuales, cinematográficas y sus escritos, siempre igual: rebelde y seráfica, irónica, graciosa, furiosa, colorida, sensible y tenue, todo eso por separado y juntos al mismo tiempo.

- Después de más de dos décadas de escenarios, ¿te convertiste en la persona que imaginaste ser?
-Boom Boom Kid: Estoy muy contento hoy y eso no es poco. Estaba contento desde antes, sin escenario, juntándome con los muchachos. Crecí en el campo, al lado de un campo de lino y recuerdo que siempre esperaba el violeta. En el campo había ruidos hermosos, siempre fui muy observador del sonido y encontré en la música un refugio. No fui de ver mucha televisión, salvo cuando mi papá miraba películas de terror o las de la tarde cuando el sol quemaba. Y siempre hubo música en casa, entonces cuando estaba enloquecido agarraba el tocadiscos portátil y música que identificaba por la tapa, porque no sabía leer y ponía música y hacía mis gritoterapias.

-¿Es lo que hacés?
-BBK: Eso es lo que me mantengo haciendo, danzoterapia, gritoterapia... Y a la música me animé porque cualquiera se puede animar, yo me dejo ser. En el mundo hay miles de personas que no se dejan ser y por eso estamos como estamos. Lo único que protegí es mi ser, porque al final del día si no puedo ser no soy nada. ¿Terminás el día y qué fuiste?, por lo menos me dedico a eso, a protegerme cuidando, sin tratar de molestar a lo que me rodea y estoy contento con esta tarea. Las personas estamos muy pendientes de criticar por criticar y no nos miramos a nosotros mismos. Yo salgo a las calles a exponer mis canciones porque sino exploto y quizá lo que saco te puede servir o no, y si sirve ojalá que sea para que haya más armonia y más amor, porque ese es el mensaje de mi música.

-¿Cuánto hay en Carlos de “Niño Talavera” (canción de “Disco del otoño”)?
-BBK: Y es la isla en la que yo nací, en algún aspecto de mi vida me sentí así. También, cuando escribo me desnudo. La música me lleva a un estado de dulzura.

-¿Sentís que en cierto modo maduraste?
-BBK: No sé lo que es el término maduro en la escritura y casi nunca le escribo a una persona en particular, lo que le tengo que decir a una persona, se lo digo de frente, a menos que la tenga lejos, ahí sí. Parece que este país no puede madurar, no puede resolver un problema que tenemos, un chico robó una manzana y fue en cana en un minuto pero un tipo mandó a matar por un pedazo de tierra y le robó el corazón a un montón de niños, y parece que nos olvidamos. Eso es inmadurez. Tardamos 20 años en juzgar a una persona que le generó un vacío al pueblo y sin embargo hasta hace muy poco parecía que iba a salir.

- ¿Te sorprendiste por los resultados de slas PASO?
-BBK: ¿Sorprenderme? No, si son lo mismo. El gobierno anterior y este son los mismos partidos, los mismos proyectos, y hace tiempo que esa forma política partidaria no sirve de nada. Esta gente se junta en un plan que ni ellos conocen porque ellos son los títeres. Y estas cosas son las que se cuestionan en las letras de Boom Boom Kid.

-Entre otros proyectos, estás con el rodaje de “¿Qué clase de joven le abre la puerta a un vampiro” y un disco en paralelo al de las estaciones, ¿qué podés adelantar sobre ello?
-BBK: Todavía me faltan un par de reportajes, pero mi idea es contar qué hubo detrás de esa película, de ese montón de jóvenes atrevidos, iracundos, delirantes, brillantes que se animaron a filmar esa película y otras artes. Este documental va a contar todo eso. Es un proyecto independiente, como todo lo que hago, y ya estamos por la mitad de la película. Es costoso pero estamos filmando con los medios que tenemos, que por suerte tienen buena calidad y a los que se sumó la Cinemateca mexicana con el revelado de más de 15 películas en súper 8 de Tití Ramírez. Y sobre el disco, estoy grabando también un álbum acústico con canciones nuevas, a voz y guitarra, con Gustavo Iglesias, técnico de Babasónicos.

Groove, de avenida Santa Fe 4389, 18 hs.

Fuente utilizada: Télam

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS